banner 1

banner a1

logo

banner l

06unam01Es importante repensar y revalorar el gobierno, el servicio público, la acción colectiva y pensar juntos, desde las humanidades y las ciencias sociales, la forma en que podemos resolver los problemas más acuciantes que hoy enfrentan la sociedad mexicana y la humanidad en su conjunto, expresó el secretario General de la UNAM, Leonardo Lomelí Vanegas.

Durante la ceremonia de entrega de diplomas del segundo Diplomado “Buen gobierno en sociedades complejas” y del anuncio de la tercera emisión de esta actividad académica, precisó: “el gobierno en las sociedades actuales, cada vez más complejas, requiere de la inter y multidisciplina, de nuevos enfoques para abordar las problemáticas”.

Hay quienes creen que los gobiernos autoritarios son más eficientes, pero la historia nos demuestra que resulta todo lo contrario. Sólo con criterios de exigencia democrática podemos lograr el perfeccionamiento de la acción pública, afirmó.

De ahí la importancia, prosiguió, de revalorar lo público, repensar los problemas que tiene la democracia en la actualidad, buscar nuevas formas de intervención y colaboración entre lo público y lo privado, de participación del sector social, siempre con miras a construir una sociedad mejor.

De lo contrario, alertó el funcionario, podemos caer en una lucha de “todos contra todos”, en una especie de “ley de la selva”, en la cual va a prevalecer el más fuerte, lo que sería una regresión a un “estado de naturaleza” como lo denominaban los clásicos de la teoría política.

Y recalcó: hay muchos problemas que generan insatisfacción en las sociedades, pero no es por la vía de la anarquía como podrán resolverse, sino por la vía democrática y de la exigencia a los gobiernos.

En este contexto, consideró que es de celebrar que la Universidad lleve a cabo iniciativas como esta que contribuyen a formar a los profesionistas con enfoques más amplios. A los participantes los felicitó “por haber asumido el reto de un diplomado multi e interdisciplinario que estoy seguro les dará mejores herramientas para ser actores comprometidos en cambiar una realidad social a todas luces insatisfactoria, pero que con el conocimiento y compromiso de los universitarios, podremos mejorar”.

En el auditorio Eduardo García Máynez, de la Facultad de Derecho (FD), Eduardo Robledo Rincón, titular del Programa Universitario de Gobierno y coordinador del Diplomado, destacó que 76 alumnos cursaron durante seis meses 10 módulos con duración de 240 horas de lecciones y conversaciones. Se contó con 82 ponentes invitados, nacionales e internacionales.

Detalló que 56 de los alumnos recibieron el diploma que los acredita para obtener su título de licenciatura; 20 más diploma de ampliación de conocimiento “en su permanente anhelo de preparación profesional”.

En esta actividad participaron la FD, y la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales (FCPyS) en la primera versión, a las cuales se sumaron las facultades de Economía (FE) y de Estudios Superiores (FES) Acatlán en la segunda edición. Para la tercera emisión también se unirán las de Contaduría y Administración (FCA), y de Filosofía y Letras (FFyL).

Algunos de los ejes centrales de enseñanza del Diplomado fueron que ninguna sociedad puede dar por sentado su avance democrático, y que los principios y prácticas que se requieren -para que un régimen democrático genere los resultados que espera la ciudadanía- debe cultivarse y defenderse, puntualizó Robledo Rincón.

A su vez, el director de la FD, Raúl Contreras Bustamante, manifestó que el objetivo fue compartir conocimiento de manera más horizontal a quien aspira a ingresar al gobierno o es parte de él, pero quiere mejorar sus habilidades. “Creemos que esa es la forma en que debe trabajar la Universidad, de manera colaborativa, complementaria y multidisciplinar”.

La titular de la FCPyS, Carola García Calderón, resaltó que el trabajo interinstitucional permite buscar explicaciones, reflexionar y analizar, sobre todo en escenarios complejos de crisis, y contribuir, como ha sido la tarea de la Universidad Nacional, a buscar soluciones a los grandes problemas que nos aquejan.

En su intervención, el director de la FE, Eduardo Vega López, sostuvo que no hay posibilidad de buen gobierno en una sociedad compleja si no tratamos de cerrar las brechas de desigualdad social, si no tenemos explícitamente un compromiso económico, público, para incluir a toda la población en los frutos potenciales del crecimiento económico.

Manuel Martínez Justo, director de la FES Acatlán, refirió: a partir de ahora vamos a coordinar administrativa y técnicamente el Diplomado. Ello significa que la Universidad Nacional rebasa los límites del campus de Ciudad Universitaria y también está en otros planteles que han ido creciendo y madurando.

Más adelante, el titular de la FCA, Tomás Humberto Rubio Pérez, opinó que definir un buen gobierno es difícil en este y en todos los tiempos y espacios del planeta; por eso se abre el espacio de esta actividad académica. Nuestra Facultad se integra en la tercera generación con un módulo de liderazgo político para el cambio social, a fin de encaminar a los líderes a buscar sociedades buenas.

Mary Frances Teresa Rodríguez Van Gort, directora de la FFyL, expuso que la necesidad de tomar decisiones justas, legítimas, éticas y sustentadas en el mejor conocimiento disponible, constituye un urgente e ineludible reto. Nuestra entidad abordará el módulo de filosofía política.

En representación de los estudiantes de la segunda generación, María Teresa Atrián Pineda subrayó que los temas mostraron ser indispensables para repensar el ejercicio del gobierno en las distintas sociedades y geografías, en un mundo complejo, pero también desigual, donde es necesaria la articulación política, el compromiso con las personas que menos tienen y la comprensión de los otros y otras diversas.